Rayados: ¿Locura o adicción?

Por: Andrés Coronado Rojas

Twitter| @AndresCrojas

El futbol es de los pocos deportes en los cuales se puede dividir una victoria, proclamando un empate para los dos interesados, provocando molestia o alivio, así es el futbol.

Pasado mañana se juega una edición más, del que sin duda es el Clásico más pasional del Futbol Mexicano, la edición 101 del Clásico Regio, y en ese no habrá empate, uno saldrá de la cancha con las manos vacías, y sin pasar a la siguiente ronda de la Copa MX.

Pero dejémonos de las excusas de siempre, no se trata de quien tiene estadio, o de cuantos campeonatos tiene cada quien, tampoco se trata de si las estrellas son de chocolate o reales, mucho menos de quien abandona a su equipo cuando más lo necesita.

Centrémonos en la realidad que viven las dos instituciones, y basemos en ello el análisis. Se trata de quién desempeña mejor sus funciones en la actualidad, y aunque el nivel de ambos esté demasiado bajo, a comparación de lo que nos tienen acostumbrados, y también aunque haya quienes se dediquen a desmeritar el presente torneo, tirándolo a la basura y pensando ya, en el Clausura 2014, veámonos que es lo que nos deja el Apertura 2013, fructíferamente hablando, para saber qué encuentro podremos disfrutar el día miércoles, lo bueno entre todo lo malo.

En el caso de los visitantes, su técnico ha demostrado dentro de su carrera futbolística, que prefiere morirse con su esquema antes de cambiar en pro del equipo, como lo dijo Einstein alguna vez: “Locura es buscar resultados distintos, haciendo siempre lo mismo”. Dicho esquema resultó viable en algún momento, prueba de ello es que ya le dio un título a Tigres, a Pumas, y otro más a Chivas, y hasta el torneo pasado desplegaba un futbol completo línea por línea, y envidiado por muchos planteles de primera División.

Pero en el presente que se vive dentro de “La U”, se podrán haber dado cuenta que el sistema de Ferreti ya caducó, y que es necesario darle cabida a un nuevo entrenador, que no realice en fuerzas básicas el famoso “cuello de botella”, utilizando a cuenta gotas a los baluartes que produce la institución Felina, perdiendo a muchos más. El desenlace ya lo conocemos, o los aprovechan otros equipos, o su carrera se va con el ocaso, en Zuazua.

¿Qué tan difícil es decirle adiós a un Técnico que bien o mal, solo te dio un título? A Vucetich se le lloró más, pero se entendió que el cambio era demasiado necesario.

Por su parte, los locales vienen arrastrando un pasado reciente del cual ya es necesario olvidarse, y eso solo se logrará actuando de manera diferente. El momento que se vivía era similar a los de enfrente, el sistema que se había utilizado hasta entonces ya estaba dañado, y era necesario mirar hacia otros horizontes, ya no hay Concachampions que conquistar, y se tiene un Mundial de Clubes en puerta.

Pero a la directiva no le tembló la mano a la hora de tomar una decisión, y apostó por un técnico que en sus pocas semanas al mando, ha logrado darle otra cara al equipo, y excluyendo el último partido, se había demostrado lo que el equipo podía dar, lamentablemente los resultados no han sido del todo favorables. Puesto que se le ganó en propio campo al superlíder, pero se perdió en casa contra el sotanero, y de muy fea manera.

Irónicamente, la diferencia entre quien se puede llevar la edición de pasado mañana, está en qué jugadores decida utilizar cada timonel. Ya que los dos equipos han demostrado que los suplentes juegan con mayor intensidad que los titulares.

Yo jugaría con los Gracia, los ‘Matutes’, los García, los Luna, los Acosta, los Espericueta, y los Madrigal, acompañados de uno o dos jugadores de experiencia… ¿Y usted?

“Las iniciativas de la juventud valen tanto como la experiencia de los viejos”. Josephine Knorr.

Entre tanto, poco.