Rayados: Deben mejorar los vientos

Después de un breve receso, estamos de nueva cuenta escribiendo de lo que nos apasiona y nos mueve, nuestros Rayados.

Después de una terrible temporada, seguimos buscando cosas positivas respecto a nuestro equipo, algo que nos devuelva la tranquilidad que sólo el buen paso y las victorias pueden dar; entre contrataciones medianas, como la de Cándido Ramírez y el respaldo, al menos por el momento, del actual Director Técnico, al menos yo, no las encuentro todavía, ni la victoria del sábado pasado contra los suplentes del Deportivo Quito me hace encontrarlas, por eso el equipo debe esforzarse por dar todo de sí para cambiar el rumbo, que vuelva la esperanza y la confianza a todos en general.

Más allá de las pocas o sin sabores contrataciones, no podemos dejar pasar el teatrito que se aventó nuestro DT hace apenas unas semanas. Aquellos días, entre chismes y comentarios me enteré un poco de lo sucedido, no le tomé importancia pues era una suposición, fue hasta que vi las noticias en un canal deportivo por TV de paga que lo pude constatar. “¡No lo puedo Creer!” fue mi primera impresión, “¡Qué vergüenza!” pensé al momento en el que los comentaristas platicaban del asunto, incluso ellos no pudieron encontrar un motivo por el que haya sucedido lo que pasó, simplemente inadmisible. Los valores que hemos inculcado, a través de nuestro equipo, a las nuevas generaciones, a los niños que asisten al estadio, que siguen a los Rayados, todo se va por la borda con esas actitudes. Definitivamente me queda muy claro que esas formas no van con nuestra institución, sencillamente no caben y mucho menos en estas circunstancias en las que estamos, queriendo salir del pozo, ingrediente adicional es, que no es la primera vez que se difunde algo así de él, veamos que sucede más adelante.

Luego, a través de las redes sociales (porque estuve fuera de la ciudad esos días), me di cuenta de la gran entrada que hicieron miles de aficionados en el entrenamiento a puerta abierta que realizaron el 18 de noviembre. “Un Gran mensaje a la directiva” escribí en un tuit. Ahí estamos, siempre apoyando, en las buenas y en las malas. Considero que lo que ha mostrado siempre la afición, merece que nuestra directiva mejore lo que tenemos en estos momentos, el tiempo se ha agotado, la paciencia se fue, poco a poco están gastando todo lo que se ha ganado en torneos anteriores. Desde aquí mi respeto todos esos aficionados que tuvieron la oportunidad de asistir, movidos por la esperanza de que las cosas siempre pueden ir mejor, yo, con estas letras, deseo también lo mismo.

Como pueden observar en párrafos anteriores, tenemos de todo, menos buen fútbol hasta ahora.

El sábado próximo un partido más de preparación, un encuentro que, sumado a los últimos tres de la liga y el del sábado pasado, sirven para lo mismo, la preparación. Esperemos que de verdad puedan llegar al Mundial de Clubes 2013 con ese buen fútbol que hemos estado esperando desde hace más de dos meses, cuando se pensaba que Cruz sería el entrenador idóneo para Rayados, y que en serio “rompan el Mundial” como dijo el buen Efraín Juárez, que dicho sea de paso, ojala viéramos más de él en la cancha que en las redes sociales. El próximo sábado buen motivo para volver al estadio y a saludar a las amistades que ahí se hicieron.

En fin, nuestra Próxima parada, El Mundial de Clubes 2013 en Marruecos, partidos que por cierto, serán un buen motivo también para volver a reunirse con los amigos en cualquier lugar que se decida. ¡Así sea!
¡Vamos Rayados!

Twitter: @mauricionerid